En la década de los años 60 se inició el descenso del consumo del maíz, como alimento humano, en el medio rural de la Cornisa Cantábrica, ya fuese en forma de tortas, boronas, tortos, pulientas…. Actualmente el consumo de maíz en España es del orden de unos 5kg/habitante/año, muy por debajo de países desarrollados que lo hacen tres veces más. Entre estos últimos  podemos  citar a Francia, Portugal, EE.UU. y a Alemania.

El consumo humano del maíz se ha actualizado en los últimos años y ya lo encontramos de diversas maneras y presentaciones en los mercados. Desde los botes de maíz dulce para ensaladas, las mazorquitas, las margarinas, los copos, las palomitas, hasta un clásico como son los boronos.

Sin embargo, con la llegada de los emigrantes latinoamericanos en la última década, grandes consumidores de maíz en sus diferentes manifestaciones, también nos han traído sus materias primas culinarias, ampliando considerablemente la oferta de productos de maíz. Así, conocemos las harinas de maíz nixtamalizadas, las precocidas, las cachapas, las arepas, las tortillas mexicanas, las cremas de mazamorra, los preparados de maíz morado para confeccionar chicha…etc

Actualmente hemos localizado en los supermercados de nuestro país, más de una treintena de productos diferentes que se pueden adquirir regularmente. Estos productos provienen fundamentalmente de México, Venezuela, Colombia, Ecuador y Perú, y del mercado nacional

En definitiva lo que hemos pretendido es agruparles  a todos para averiguar esta oferta, tan desconocida hasta ahora.

   

 


 


 


 

 

                                                                        anterior      Fichas Explicativas       siguiente